Zidane, tenemos un grave problema en la retaguardia

0
228
zidane sergio ramos
@SergioRamos

Zidane, tenemos un problema. Después de 14 partidos disputados desde que comenzó la temporada 17-18, el Real Madrid ha encajado 11 goles. Muchos para un equipo como el blanco, candidato a ganar todos los títulos y con una plantilla que da miedo. El empate de ayer, 17 de octubre de 2017, ante el Tottenham Hotspur (1-1) puso en evidencia las carencias defensivas del cuadro blanco.

Y no hablo del gol en propia meta de Varane, sino de la cantidad de ocasiones que le generó el cuadro inglés. El Tottenham disparó cuatro veces entre los tres palos y otras tantas fuera. Keylor Navas fue el mejor, sin duda. El guardameta tico hizo dos paradones que muy fácilmente podrían haber subido al marcador. Una del siempre peligroso Harry Kane y otra del centrocampista Christian Eriksen.

Resumamos la trayectoria blanca. Encajó un gol en la victoria (2-1) sobre el Manchester United en la final de la Superacopa de Europa. Otro en el Camp Nou en la ida (1-3) de la Supercopa de España que más tarde se adjudicaría. En Champions League, el Real Madrid ha recibido uno en Dortmund (1-3) y otro ayer en el empate (1-1) ante el Tottenham en el Santiago Bernabéu.

Solo dos partidos imbatido en Liga

Pasemos ahora a la Liga. El equipo de Zidane ha encajado siete goles después de ocho jornadas disputadas. Solo en Riazor ante el Deportivo (0-3) y frente al Espanyol en el Bernabéu (2-0) mantuvo su portería imbatida. Encajó ante Valencia, Levante, Real Sociedad, Betis, Alavés y Getafe.

Por suerte para Zidane, el potencial ofensivo de su equipo está compensando la situación. Lleva 29 goles en esos 14 partidos. Es decir, marca casi tres goles, 2,6 para ser exactos, por cada uno que recibe. Mientras siga así no hay problema, aunque cierto es que el Real Madrid debería conceder mucho menos en retaguardia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here