Debut en Wembley para la primera ‘final’ de la temporada

0
32
Wembley
@SpursOfficial

El Tottenham-Real Madrid de esta noche es vital para el conjunto blanco. Ya no solo porque decidirá su futuro en esta Champions League, sino de cara a recuperar la moral perdida. La inesperada derrota en Girona (2-1) y la crisis de juego y goles tienen a la afición y al equipo sumida en un estado de alerta. Pero una victoria en Wembley mañana, 1 de noviembre de 2017, podría devolver al equipo a la buena senda y empezar a dispararle en las tres competiciones.

El Real Madrid llega a Londres con bajas importantes. Varane ha sido el último en entrar en la enfermería, en la que ya estaban Keylor Navas, Bale, Carvajal y Kovacic. Esto implicará que Nacho entre de inicio en la defensa y Achraf y Casilla sigan de titulares como ha sido habitual las últimas semanas. En el resto de las líneas, medio campo y ataque, Zidane podrá mantener su bloque habitual, aunque está por ver si algún jugador sufre las consecuencias del desastre de Montilivi.

Por su parte, el Tottenham sí podrá contar finalmente con su principal estrella para este duelo decisivo. Harry Kane era duda a causa de unas molestias en la pierna izquierda que llevaba arrastrando dos semanas. Sin embargo, hoy se ha entrenado con total normalidad y apunta a entrar en la convocatoria y en el partido como titular. El potente delantero inglés será uno de los protagonistas del encuentro a causa del posible interés del club blanco en él.

Viajar a Inglaterra y estar como en casa

Una de las anécdotas del partido será que el Real Madrid jugará en Wembley por primera vez en su historia. La afición ‘spur’ llenará el campo para meter presión a los merengues desde el inicio. Pero los madridistas conocen muy bien las tierras inglesas. Y es que el equipo blanco ha salido invicto de sus cinco últimas visitas al país británico desde 2011, con un balance de tres victorias y dos empates. Los blancos salieron sin derrota ante rivales de la talla de Manchester City, Manchester United o Liverpool.

El escenario y los contendientes auguran un auténtico partidazo. Ambos equipos llegan a esta cuarta jornada empatados a puntos (7) y diferencia de goles en el liderato del grupo H. Además, con el Borussia Dortmund casi sin opciones, el encuentro podría determinar quién pasará como primero y quién como segundo. Mañana, a las 20:45 horas, primera ‘final’ de la temporada para el Real Madrid, que se jugará gran parte de su futuro y prestigio en esos 90 minutos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here