Vender a Isco, el mayor error que puede cometer el club blanco

0
756
Vender Isco
@realmadrid

En muchas ocasiones el Real Madrid se ha acabado arrepintiendo de la vente de alguno de sus futbolistas. En 2003 fue un error vender al Makelélé, el hombre que daba equilibrio al juego merengue con los Galácticos. Desprenderse de la zurda de oro de Robben en 2009 visto el nivel que desplegó en el Bayern de Múnich está claro que no fue acertado. Por ello, el club merengue no puede cometer el mismo error con el jugador que es una de sus mayores perlas: Isco Alarcón.

Los rumores de la posible marcha del malagueño se han incrementado estos días. A pesar de que el pasado sábado, 3 de febrero de 2018, estuvo a punto de salvar a su equipo de la derrota ante el Levante con un gol, parece ser que ha sido suficiente. El bajón del nivel de Isco visto en las últimas semanas podría haber hecho tomado la decisión de Zidane de desprenderse del 22 blanco. Esto permitiría el fichaje de algún nuevo galáctico de renombre el próximo verano.

Lo diré claro y directo. ¿Pero estamos todos locos? ¿Vamos a vender a uno de los mejores jugadores del equipo solo por un puñado de partidos a bajo nivel? Porque de ser así, habría que vender a más de la mitad del equipo. ¿Cuántos encuentros malos lleva Benzema? ¿Y Bale? ¿Y Cristiano Ronaldo? ¿Por qué no se plantea de verdad vender a alguno de ellos? Isco aún tiene renta de sobra para ganarse una, dos o diez oportunidades más.

Adaptar el juego a Isco

Muchos dirán “la BBC tiene muchos éxitos a sus espaldas, Isco en cambio no, por eso le venden a él”. ¿No? Fue él quien salió desde el banquillo en la final de la Décima en 2014 y metió a los suyos en el duelo frente al Atlético. Fue él quien hizo un partidazo en la final de Copa del Rey de ese mismo año contra el Barelona. Fue él quien sustituyó al lesionado Bale la pasada campaña y fue determinante en la consecución del doblete de Liga y Champions. Y fue el quien mantuvo al equipo a flote a inicios de esta temporada, cuando empezaba a desmoronarse. ¿Qué más argumentos hacen falta?

Hay algo que sí es verdad. Isco no termina de encajar en el juego actual del Real Madrid, ese juego directo, rápido y vertical que favorece la velocidad y potencia de Cristiano Ronaldo y Bale. Pero visto lo visto, creo que merece más la pena adaptar el juego de toque y magia del malagueño al resto del equipo. Porque cuando los hombres de Zidane han jugado al ritmo del 22 y de otros magos de la plantilla como Modric es como mejor se han movido en el campo (véase la final de la Duodécima).

El Mundial como escaparate

Aún queda temporada para que tanto Zidane como la directiva cambien de opinión. Pero si esto no sucede, quedará una esperanza para la permanencia de Isco: el Mundial de Rusia 2018. Un torneo que el Real Madrid habitúa a tener de escaparate para nuevos fichajes. Esta vez, puede serlo para comprobar la calidad y el nivel de uno de sus jugadores. Si el del Arroyo de la Miel hace un buen campeonato, es posible que el club blanco se lo piense dos veces antes de venderlo.

Por supuesto, en muy posible que todo este asunto de Isco sea puro humo y que nadie dentro del Real Madrid esté siquiera planteándose su venta. Pero da rabia ver cómo tantos jugadores que llevan mucho tiempo muy por debajo de su nivel no se plantea su salida y al malagueño, con unas pocas semanas mal, ya se le señala. Acordaos de Makelélé, acordaos de Robben y no comentamos el mismo error con Isco. Lo advierto ahora: si el club blanco vende a Isco, también terminará arrepintiéndose.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here