Raúl, trabajes donde trabajes, siempre serás madridista

0
163
raul el madridista

La verdad es que no sé por qué alguno se ha sorprendido de la respuesta de Raúl a la pregunta del diario Sport sobre si trabajaría para el Barcelona. El exjugador blanco dijo que “Esto es fútbol y nunca se puede decir que no haré esto o lo otro“. Por esto muchos madridistas le han crucificado. Como vienen haciendo algunos cuando alguien expresa su opinión. Lo malo no es criticar o no estar de acuerdo con la opinión expresada. Lo malo es atacar a la persona que la emite.

Raúl tampoco es, ni ha sido ni será el último que se manifieste así. Este mismo año Míchel dijo que “Solo mandaría el currículum al Camp Nou el 28 de diciembre. No creo que sería bueno para ninguno de los dos“. Ojo, que no lo descarta. Y es que hasta el Real Madrid pensó en Guardiola, según el biógrafo de este, como sustituto de Benítez. Y es que la lista de jugadores y entrenadores que han estado en las dos entidades no es precisamente corta. Les aseguro que cuando vi en 1983 a un Schuster desaforado haciendo cortes de mangas a los madridistas en la final de Copa disputada en Zaragoza no me le imaginaba ni con la camiseta blanca ni en el banquillo del Bernabéu. Y las dos cosas terminaron ocurriendo.

Por eso, lo primero es que quiero que alguien me diga quién tiene o se atribuye el derecho de dar o negar carnets de madridismo. Quiero que alguien me mande el Manual del Buen Madridista donde se dice que solo hay una manera de sentir a este equipo y que tiene que ser indivisible de ser antiotros (por cierto que me extraña que no le hayan sacado punta a esta declaración de Raúl porque dice que después del Real Madrid es del resto de clubes españoles, incluyendo al Barça).

 

¿Madridista disfrazado?

Este sector son los que defendieron en su momento y siguen defendiendo a un entrenador que estuvo hace décadas en Can Barça y que yo no dudo de que volvería allí si un contrato lo sedujera con la morterada de rigor. Son los mismos que se dedican desde su púlpito, o en las redes sociales, a dudar del compromiso que tuvieron o tienen leyendas del madridismo. Son los que tildan a los que no piensan como ellos de madridistas disfrazados, los que dudan de Raúl, de Casillas, de Del Bosque… Es en deporte lo más parecido al fascismo o al pensamiento único. Llegará el día que estos, como hacen los Biris con Sergio Ramos y su sevillismo, nieguen el madridismo del actual capitán. Tiempo al tiempo.

No niego que sean madridistas aunque no comporta su visión ni su tipo de amor. Pero me niego a que duden de mi madridismo y del madridismo de otros. Son los que prefieren ponerse una venda en los ojos y negar, en ciertas ocasiones, la evidencia. Son los que dicen que no se puede ser madridista si se elogia a Messi, o si gusta más el futbol del argentino que el de Cristiano, o si se pone en valor lo hecho por Simeone en el Atlético. Son los que dicen que en cada derrota al Real Madrid le roban.

Miren, a mi no me gustaría que Raúl, u otro, terminara trabajando para un rival, que no un enemigo. Pero sería su decisión y la respetaría. Y no decrecería ni un gramo mi afecto por lo que hizo por el Real Madrid. Porque estamos hablando, no lo olvidemos, principalmente de profesionales, sea para el césped, para el banquillo o para un despacho. Y no me gustaría, aparte del respeto, porque considero que tanto él como otros son capaces e inteligentes y podrían hacer de nuestro gran rival un equipo mejor.

 

Me vale lo que hizo y respeto lo que hará

A mi me vale lo que Raúl hizo cuando estuvo vistiendo esta camiseta. Me valen sus goles, sus títulos, su sudor. No me importó su pasado rojiblanco, como no me importó el de Míchel ni me importa el de Morata. Lo mismo que pasé del azulgrana de Milla o Figo, o que Isco se declarara en su tiempo culé. Me vale que defendieron y defienden a muerte esta camiseta.

Evidentemente Raúl no ha complacido a muchos madridistas. Probablemente a la mayoría. Otros hubieran dicho lo contrario para no tener problemas y ya veríamos que hacían si se terciaba la ocasión. Al menos, Raúl fue realista. Permitanme una broma. Es como en El Padrino: “No es nada personal. Solo son negocios”. Pues eso, que esto es fútbol y son profesionales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here