A Morata no le importó ser suplente en el España-Italia, uno alucina

0
664
Morata suplente seleccion
@cero

Morata se contradice. Se fue del Real Madrid harto de ser suplente. Quería más protagonismo, jugar partidos importantes. Respetable, entendible. El España-Italia del pasado sábado era uno de esos encuentros señalados. En juego estaba el primer puesto el Grupo G. El que ganase tenía pie y medio en el Mundial de Rusia. Vamos, el partido soñado para cualquier internacional. Que ninguno quiere perderse, que quiere jugarlo.

Pero a Morata no le importó ser suplente. Tócate los pies. Es más le hizo la pelota al seleccionador.  “Aunque me fastidie decirlo, jugar con un falso ‘9’ es una buena idea”, manifestó en ‘Minuto #0 de Movistar’ dos días antes del partido.

Uno alucina. Un futbolista que ha pedido irse de un club por exigir, reclamar jugar, viendo natural ser suplente en el partido más importante del año de la Selección. Un equipo, el de todos, que no juega con tanta asiduidad.

Con Zidane sí que le importaba ser suplente

En su momento, no pensó igual cuando Zidane apostaba por otro compañero para un partido especial. Para un derbi, un Clásico, una final. Por entonces, sí que le importaba ser suplente. Ahora, Morata ha cambiado de opinión. Pues ya sabes, Conte. Toma nota. Ahora, Morata no protesta. No levanta la voz. Parece contentarse con entrar en la lista de Lopetegui.

Sigo pensando que Morata arrojó la toalla antes de tiempo. Muchísimos jugadores se hubiesen canbiado por él. Estar en el mejor club del mundo. Vamos, se dejarían todo por tratar de hacerse con la titularidad. Sí, de entrada iba a ser suplente, pero iba a jugar muchos partidos como titular. Era cuestión de tiempo y del buen criterio de Zidane a la hora de gestionar minutos y rotaciones. Pero Morata decidió no quedarse. Prefirió irse. Se fue al Chelsea para asegurarse su titularidad en La Roja. Sin Diego Costa lo previsible es que lo fuese en el partido más importante del año. Pero Lopetegui apostó por jugar con el falso ‘9’.

Yo me pongo en lugar de un delantero y me quemaría más que por mí jugase un compañero que no es punta que otro que lo es. Por mucho que lo hiciese sin estar jugando bien. Me subiría por las paredes. Vamos, como lo harían la mayoría. Pero Morata no. Menos mal que Zidane apostó por él y no por Isco o Marco Asensio como ‘9’. Lo que habría salido de su boquita. La de Morata. No le veo diciendo que era una buena idea.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here