El Madrid falla en Valencia pero queda mucha pólvora

0
43

A menos de un mes de la fiesta de la capital Valenciana, el Real Madrid falla en la capital del Turia. Los de Zinedine Zidane cayeron en el encuentro aplazado por motivo del Mundialito que el club blanco se llevó -de nuevo- a las vitrinas. Y la explicación de tal derrota viene por la desconexión inicial del equipo madridista. En apenas nueve minutos, el Valencia se había adelantado por dos veces. Un 2-0 tan increíble como injusto. Pero ahí estaba la cosa. Y el Madrid reaccionó, pero no tuvo a suerte necesaria para revertir el marcador.

Zidane dispuso de la BJC de inicio. Es decir, que James fue titular. Alguien se puede preguntar por qué no lo fue Isco. Buen rendimiento del malagueño en las últimas fechas. No lo fue tampoco Gareth por razones obvias: está en proceso de recuperación de ritmo. Un planteamiento que no debería menoscabar el juego blanco. Pero sí que lo hizo el arranque valencianista. El equipo de Voro -mucho mejor que el que habría tocado en diciembre- tuvo dos ocasiones y no las desaprovechó. Zaza amargó a Zizou y se marcó un gol de videoteca. Y poco después, Orellana finalizó una contra que dejó muchas dudas. El equipo ché aprovechó la descarada -y valorada- vocación ofensiva de Marcelo. Espacios por banda zurda y llegó el segundo tras un disparo blando del excéltico que Keylor Navas se ‘comió’. Más debate para la potería.

Pero el cuadro madridista no se arrugó. Y Marcelo, el que dejó su banda al descubierto en el segundo tanto valencianista, le puso un balón espectacular a Cristiano. Más espectacular fue el remate de CR7. Saltazo, cabezazo y golazo. Pocos segundos después, el portugués estuvo a punto de firmar el empate. Su lanzamiento tocó en un jugador ché y salió rozando -literalmente- el poste izquierdo de Diego Alves. Quizá una jugada que hubiese cambiado el devenir del encuentro.

El Madrid falla pero sigue líder

Y con el 2-1 comenzó la segunda mitad. El equipo de Zidane cercó la meta valencianista desde el primer segundo. Tuvo tiempo y ocasiones para revertir el resultado. Bale ingresó en el césped. Pero esta vez el escocés no fue revulsivo. El equipo blanco dominó de ‘pe a pa’ el segundo acto y en ese escenario todo apuntaba -mínimo- al equilibrio, por qué no a la remontada. Pero no pudo ser. No hubo lucidez arriba. Sí que hubo jugadas polémicas, para dar y tomar. Un posible penalti sobre Cristiano, otro sobre Siqueira. Posibles rojas. Una para cada bando. Pero no jugadas para llevarse las manos a la cabeza. En la cabeza -de la tabla- sí que sigue el cuadro de Concha Espina. El Madrid falla en Valencia -obvio- pero tiene aún muchas balas en la recámara. Por ejemplo, el Atlético-Barcelona del próximo fin de semana.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here