El extraño caso de Gareth Bale, el hombre de cristal

0
1002
extraño Bale

Gareth Bale está protagonizando otro desgraciado episodio. Las lesiones musculares no le dejan en paz y están condicionando la carrera de un jugador excepcional. Ese al que Florentino Pérez, en su llegada al Real Madrid, nombraba acertadamente como candidato a ganar el Balón de Oro. Ese al que implícitamente se señalaba como el sucesor de Cristiano Ronaldo. Y cierto es que ha dado muestras de su calidad y que ha dejado momentos para la historia blanca. ¿Verdad Bartra? ¿Verdad Courtois? Pero verdad también que muestras a cuentagotas. Por culpas de las lesiones. Es el extraño caso de un jugador potentísimo pero frágil.

El último episodio quizá sea el más extraño, el más complicado de analizar. Gareth Bale se retiró del partido en Dortmund. Zinedine Zidane dijo en rueda de Prensa que sufría unos calambres en el gemelo izquierdo. La posterior exploración mostró que el problema era diferente y más grave: molestias en los isquiotibiales de la pierna izquierda (parte posterior del muslo). El galés fue baja para el encuentro liguero ante el Espanyol. Sin embargo, y a pesar de estar tocado, Bale se marchó concentrado con su selección con la intención de afrontar dos encuentros decisivos para el Mundial 2018.

El Real Madrid solicitó una revisión por los médicos de la selección galesa. Y llego otro extraño diagnóstico. Las molestias en los isquios que le obligaron a dejar el choque de Champions (Dortmud) habían casi desaparecido, pero sí que existía un edema ‘sin rotura fibrilar’ en el sóleo de la misma pierna. Para entendernos, más abajo, en el gemelo. Otra vez el maldito sóleo.

El extraño parte galés y la confirmación

El Real Madrid confirmó este diagnóstico que puede dejarle casi un mes sin jugar. Otra vez. El enésimo parón y la enésima vuelta a empezar del madridista. Expertos apuntan a que ambas dolencias pueden estar relacionadas: Gareth siente molestias en los ‘isquios’ y fuerza apoyos diferentes, va con miedo y se resiente el sóleo.

Lo más extraño es la enorme cantidad de lesiones de tipo muscular sufridas por Bale. Los números son alucinantes. A saber, 15 lesiones musculares desde que viste de blanco que le han hecho perderse hasta 46 encuentros. Más de una Liga española completa, casi una campaña con el resto de competiciones. En porcentaje, en torno a un 20% de los partidos jugados por el Real Madrid desde que Gareth está en sus filas.

Y hablamos solo de lesiones musculares. ¿Qué le pasa a Bale? Un jugador de una potencia descomunal pero que es demasiado frágil en determinadas zonas. Factor genético, mala alimentación, sobrecarga de entrenamientos, problemas dentales sin detectar… El Madrid seguro que ha analizado todos los supuestos, pero lo cierto es que Bale recae una y otra vez. El extraño caso de Gareth.

Mensaje en la distancia para su selección

Gareth Bale se ha quedado sin jugar dos encuentros vitales para Gales. Primero, la visita a Georgia; y segundo, la visita de la República de Irlanda. Este último encuentro se intuye vital. Más que probablemente estará en juego una plaza para la repesca. Serbia tiene todos los papeles para ocupar la primera plaza del Grupo D. El madridista quiso mandar a través de su twitter un mensaje de apoyo a sus compañeros. “Furioso. No puedo estar con Gales en Georgia pero vamos a traer a casa otra victoria como ésta”. Acompañaba el mensaje una foto de celebración de la selección galesa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here