Doble ración de Kroos la pone y Sergio la mete

0
61
coleccion sergio ramos gol malaga racion 13 temporadas

El Real Madrid volvió a la senda de la victoria a balón parado. Ya es campeón de invierno gracias a la estrategia. En esta ocasión una doble ración de Sergio Ramos a sendos servicios de Kroos. Tres puntos en la buchaca en un partido que fue de más a menos y ante un rival, el Málaga, que no opuso demasiada resistencia e inquietó lo justo y necesario. Y esto, tras la semana negativa blanca, fue suficiente para alcanzar una derrota mínima.

El próximo 30 de marzo el central de Camas cumplirá 31 años. Habrá que ir pensando en Concha Espina en hacer algún acto de canonización. ¡Cuántos puntos y eliminatorias ha resuelto ya! La verdad es que el inicio del partido ante el Málaga fue prometedor. El equipo jugaba con ritmo y velocidad, todo lo opuesto a lo del miércoles ante el Celta. Zidane dejó en el banquillo a Danilo y situó a Nacho en la derecha. El otro retoque táctico fue volver a situar a Cristiano en la izquierda.

El primer gol pudo llegar en un remate picado de Benzema en el minuto 11. O en una llegada de Cristiano que marró solo ante Kameni. Incluso el francés volvió a gozar de otra oportunidad al cuarto de hora en un intento de rabona. El equipo del Gato Romero contestó con un balón al palo del Chory Castro, que poco después volvió a poner a prueba a Navas.

 

Marcelo, víctima de la plaga de lesiones

Lo cierto es que si terminamos ganando la Liga será por tener la mejor plantilla del mundo. Pocos quedan ya que no hayan pasado por los galenos. El siguiente será Marcelo, que se rompió en el minuto 21. Zizou entonces sacó a Isco por el brasileño y no someter al juicio del Bernabéu a Danilo. Nacho, el jugador polifuncional o Señor Lobo de Reservoir Dogs, pasó al costado izquierdo. Lucas Vázquez se quedó con todo el carril derecho para él solito. Y dentro del tendioso partido blanco fueron lo mejorcito. Ambos hicieron un despliegue físico extraordinario.

Pasada la media hora llegaron los momentos de Ramos. Nuevamente logró quedarse solo dentro de la vorágine que es un saque de esquina para lograr un cabezazo franco que se alojó en las mallas. Minutos después, a tres del descanso, su fe resolvió con la puntera una falta botada por Kroos en la banda izquierda de la zona de tres cuartos. Todos los jugadores en la frontal del área y el sevillano fue el primero en llegar al área pequeña y estirarse para embocar el esférico. Tanto Kameni como su zaga no movieron un músculo por evitarlo.

 

Cristiano se estrelló contra Kameni y el palo

Un despeje de Villanueva al palo evitó el tercer gol antes del final del primer tiempo. En la reanudación el equipo volvió a pecar de conformismo. Salió como si el partido estuviera resuelto y dejó pasar minutos entre pases horizontales. Y cuando ocurre esto, pasa lo contrario. Así, a la hora de partido, Juan Carlos se internó por la banda derecha blanca al filtrarse entre Varane y Lucas Vázquez. Su tiro fue rechazado por Keylor, pero el balón le llegó franco a Juanpi, que encontró hueco para colocar el balón entre los defensores. Un minuto después el costarricense salvó el empate a un disparo del Chory Castro.

En el Bernabéu revolotearon los viejos fantasmas. En otro día gris, Cristiano tampoco acertó a solventar ante Kameni, que de esta forma enjugó un garrafal fallo suyo en una cesión que salvó bajo palos tras una meteórica carrera. No era el día del goleador blanco, que vio también como el palo devolvía otra ocasión suya.

Menos mal que enfrente estaba el Málaga, un equipo sin el mordiente de los vigueses. Lo mejor fue el resultado, el título honorífico de campeón de invierno y que el equipo, asolado por las bajas, sigue resolviendo. Es la mejor forma de solventar el bache. El tarro de las esencias se ha reservado para remontar en la Copa.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here