La debacle del Barça allana el camino… pero ojo a la Juve

0
54
Debacle Barça
twitter

Nadie esperaba la debacle del Barcelona en Roma. El 4-1 de la ida en el Camp Nou otorgaba el papel de favoritísimo al equipo de Ernesto Valverde para acceder a semifinales. Pero apareció el equipo de Eusebio Di Francesco para dar la sorpresa e imponerse por 3-0. Histórico para el cuadro romanista. De sonrojo para el cuadro culé. Un debacle que los aficionados madridistas recibieron con una media sonrisa en la cara. Porque la salida del Barça allana el camino al cuadro de Zidane para lograr la decimotercera Copa de Europa. Tercera consecutiva. También cayó el Manchester City de Guardiola. Bueno para el Madrid.

Allana el camino y también pone en alerta al equipo madridista. Aunque entre ambos encuentros hay diferencias. La más clara, que el Real Madrid juega el segundo encuentro de la eliminatoria en casa. Los de Zidane regresaron de Turín con un 0-3 en el avión. Un resultado que nunca se ha remontado en la Liga de Campeones. La Juve, por su lado, ha visitado ocho veces el Madrid. Cinco derrotas, un empate y dos victorias. Ninguno de los triunfos con tres goles para los italianos: 0-1 en 1962 y 0-2 en 2008.

Números al margen, el Madrid ha preparado el partido a conciencia. Y lo afrontará con la necesaria intensidad para que no se produzca otro sorpresón. Zidane -que puede conseguir dentro de unas horas su victoria número 100 al frente del equipo blanco- alineará un once tremendamente competitivo. Con Cristiano Ronaldo a la cabeza. En su hábitat natural, en su competición favorita.

Con estos 19 no habrá debacle

La gran duda está en la defensa blanca. Sergio Ramos está sancionado y Nacho lesionado. Si el tocado Vallejo llega a tiempo -todo apunta a que sí- acompañará a Varane. Si no fuese así, Casemiro retrasará su posición y Mateo Kovacic aparecería para poner equilibrio en la medular. Marcelo y Carvajal en los laterales. Kroos, Modric e Isco completarán la medular, con Benzema acompañando arriba a CR7. Un equipazo, con Keylor Navas bajo palos, sobradamente preparado para certificar las semifinales y evitar una impensable debacle.

La Juventus se presenta en Madrid en busca del milagro. Zidane ya avisó que el equipo italiano nunca saca la bandera blanca, no se rinde. Llega con la notable baja de Paulo Dybala, expulsado en el encuentro disputado en Turín. Pero con el alta de Miralem Pjanic, centrocampista bosnio que se perdió la ida por sanción. Por cierto, ya sabe lo que es eliminar al cuadro blanco. Marcó el 1-1 del choque de vuelta entre Madrid y Olympique de Lyon en la 09-10. Tras el 1-0 en Francia, el conjunto entrenado de Manuel Pellegrini -con Gonzalo Higuaín en el ataque blanco- fue eliminado.

Pero ahora las circunstancias son bien diferentes. El 0-3 de la ida es un resultado holgado que el equipo de Zidane puede gestionar con cierta tranquilidad. Y conociendo el ADN blanco, esa gestión pasará por buscar de inicio la meta de Buffon para eliminar cualquier atisbo de debacle. Y con un jugador que permanece en continuo idilio con la Liga de Campeones. Un tal CR7 y sus goles increíbles. Él, junto a un equipazo que tiene entre ceja y ceja la final de Kiev.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here