Benzema hizo un buen doblete que no sirvió para ser primeros

0
49
benzema-guarida
benzema-guarida

Benzema hizo doblete pero el Real Madrid pinchó ante el Borussia Dortmund. El conjunto blanco empató un partido que tenía perfectamente encarrilado -2-0 en el minuto 53 de encuentro- y que le relega a la segunda posición del grupo. Alguien pensaba que ser segundo sería bueno para el equipo de Zidane, por aquello de los rivales a los que podría enfrentarse en octavos de la Champions, pero en el ADN del cuadro blanco no existe una segunda plaza aceptable. El equipo madridista saltó al césped del Bernabéu con la única intención de acabar primero de su grupo, pero el plan no salió bien. Y Zidane debe reflexionar, lo que pasó en el Bernabéu indica que el Madrid no es inexpugnable en Europa. Toca blindarse.

El entrenador francés apostó por toda su artillería para finalizar en el primer puesto del grupo. Como habitualmente, siendo solvente atrás y confiando en la enorme calidad que los de Zinedine atesoran desde el centro del campo hacia arriba.  Y el guión se ajustaba al argumento del técnico galo, tanto que Benzema hizo doblete y volvía al primer plano con dos goles que encarrilaban la batalla  que servían de reivindicación para Karim. El primero, tras asistencia de un espectacular Carvajal, y el segundo, tras un enorme pase de James. El colombiano fue titular y participó, aunque de él se sigue esperando algo más. Ese 2-0 era suficiente y la imagen del Madrid, ídem.

 

Benzema hizo doblete pero el Madrid bajó el pistón

Pero el conjunto bajó el pistón y cuando se baja la intensidad -como así lo reconoció el entrenador galo- cualquier equipo te pinta la cara. Quizá en la Liga se puede capear el temporal con mayor facilidad, pero en Champions es otra historia. Primero el abulense Aubameyang y después Reus igualaron el encuentro. Entremedias hubo varias ocasiones madridistas, como la de Cristiano que mandó un balón a la madera tras un gran pase de Lucas Vázquez. Un empate que nació tras un final del choque con el Madrid desenchufado, desesperadamente desenchufado. Claro que el los de Zidane pudieron sentenciar, pero no fue así. Morata sustituyó al atacante galo y el efecto fue el contrario. Llegaron las tablas.

El Real Madrid pinchó y toca reflexionar. En Europa está cosechando peores resultados que en la Liga… pero que nos quiten lo ‘bailao’. Líder en la Liga española -sin duda la más complicada de Europa-  y clasificado de nuevo para los octavos de una competición en la que 2017 comenzará lo decisivo. Y ahí es cuando el cuadro madridista da la talla. Y a las pruebas, tantísimas, nos podemos remitir. La Champions es nuestra competición y, de momento, estamos en el bombo. Zidane debe mejorar las prestaciones del equipo que, de momento, ha cumplido con lo estipulado. Dos minutos le privaron de ser primeros de grupo… quedan muchos más para enmendar la plana.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here