Amavisca, un puñal por la banda izquierda

0
76
amavisca reyes blancos

José Emilio Amavisca, jugador cantabró nacido en Laredo que militó en el Real Madrid durante casi cinco temporadas. Conocido como el Puñal de Laredo, Amavisca fue dueño y señor de la banda izquierda desde la temporada 94 hasta la 99. La llegada de Guus Hiddink al equipo blanco acabó forzando su marcha del equipo al Racing de Santander al no contar demasiado en los planes del entrenador. Además del Racing de Santander, Amavisca pasó también por el Deportivo de la Coruña, equipo al que se enfrenta el Real Madrid este fin de semana.

Los comienzos de Amavisca

Amavisca comenzó su andadura profesional en el equipo de su localidad, el Club Deportivo Laredo. Pronto el Real Valladolid se fijó en el para llevarlo a Pucela, etapa en la que debutó en Primera División. Durante este periodo fue también cedido a Segunda división para disponer de más minutos e ir forjándose como jugador. Jugando en el Lleida en la 91/92 se convirtió en uno de los hombres importantes de la categoría de plata y, ese mismo año formó parte de la plantilla de la Selección Española que se hizo con el oro en los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992. La temporada siguiente vuelve a jugar con el Valladolid en Primera y, tras esta, el Real Madrid lo ficha con tan solo 23 años.

Solo había que esperar para que Amavisca debutará con la Selección Absoluta, momento que se produce el mismo año que ficha por el Real Madrid en un partido contra Chipre. La regularidad de estos años le permitió estar incluido en la selección de jugadores que disputaría la Eurocopa de 1996 en Inglaterra.

Ligas, Champions e Intercontinental

Sin ser uno de los nombres importantes al comienzo de su primera temporada, Amavisca despejó las dudas de su entrenador para acabar haciéndose con el puesto. Valdano le dio confianza y el resultado fue inmejorable. La sociedad que formó con Zamorano fue mágica y, como los más grandes se alzó en su primer año con el campeonato de la Liga 94/95, que volvió a conseguir, esta vez con Capello, en la 96/97.

Pero si por algo debe ser recordado Amavisca, es por formar parte del equipo que logró la séptima Champions, poniendo al Real Madrid de nuevo en su lugar, gracias a aquel gol de Mijatović recordado por todos. Esta Champions le permitió jugar al Real Madrid la Copa Intercontinental al año siguiente, proclamando de manera oficial al equipo como mejor club del mundo.

5 – 0 al Barcelona

Si algo pueden tener de bueno las derrotas, es aprender y salir más fuerte de ellas y, con cierto carácter vengativo devolvérsela al eterno rival. Porque el Real Madrid nunca agacha la cabeza y tras una derrota dolorosa en el Camp Nou, la temporada siguiente los blancos se impusieron al Barcelona por 5 a 0 en el Bernabéu. Y fue Amavisca quién apareció para redondear al cifra.

Retirada

Tras su paso por el Real Madrid dejó su sello también en equipos como el Racing de Santander, el Deportivo de la Coruña (equipo con el que ganó la Copa del Rey en el año 2002) y el Espanyol. En el año 2005 tras finalizar la temporada con el equipo catalán anunció que colgaría las botas. Pero como todos a los que le apasiona este deporte, Amavisca siguió ligado al fútbol escribiendo columnas de prensa y, participando en programas deportivos de radio y televisión. Actualmente ejerce el cargo de director en la Escuela de Fútbol de Santander y, por supuesto vuelve a ponerse las botas cada vez que puede para disputar partidos con los veteranos del Real Madrid y de la Selección Española.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here